Seguidores

miércoles, 18 de abril de 2012

Bizcocho de chocolate sin huevo

Hace un par de días, Estrella, del blog Horneando deseos publicó este bizcocho de chocolate sin huevo, que a su vez había encontrado en el blog Chocolate y pimienta. Me llamó la atención enseguida, porque el mes que viene es el cumple de mi niña, y andaba buscando una receta de bizcocho sin huevo para que lleve al colegio. Uno de sus amiguitos de clase es alérgico y en más de una ocasión se queda con las ganas de comer tarta cuando hay cumple, así que me había propuesto encontrar una receta sin huevo que saliera rica, y vamos, que si no busco más, tampoco importa, ¡esta es estupenda!.

En realidad para mi gusto es más un pastel que un bizcocho, porque la textura sin llegar a ser húmeda es untuosa, se deshace en la boca. Me recordó mucho al pastel de chocolate que hice también hace poco, la verdad es que en casa hemos encontrado una frase que lo describe muy bien "es como comerse una nube de chocolate" ja, ja, ja.  

Pues nada, ahí va la receta:

INGREDIENTES:
200g de harina
250g de azúcar
75g de cacao puro (yo el de Valor)
450g de leche
40g de aceite de girasol
un sobre de levadura

Puntualizaré que ni en el blog de Estrella ni en el de Elena se especificaba si las cantidades eran de peso, de volumen o de qué. Yo he puesto todo en gramos y me ha quedado bien.

ELABORACIÓN:
Facilísimo. Mezclar todos los ingredientes secos en un bol. Mezclar los húmedos en otro bol. Juntar el contenido de los dos boles y batir con varillas manuales hasta que esté todo integrado. Al horno precalentado a 180º (en un molde encamisado, o de silicona como el mío que es mucho más cómodo) unos 30 minutos. Como mi horno es un poco "flojucho" lo he tenido 35 minutos por si acaso, ya que siempre suelo necesitar unos minutillos más, y al llevar tanto chocolate no me fiaba de la prueba del palillo y no quería que quedara demasiado húmedo por dentro. Ha salido perfecto, la verdad, y eso que, con tanto líquido, no pensaba yo que se fuera a hacer en tan poco tiempo.

Pues ya está. Quizás tendría que haberlo hecho en un molde más pequeño, para que saliera más alto, pero aún así ha quedado muy bien. Nos ha encantado, sobre todo a la peque, que ya se estaba emocionando pensando en la corona que le van a poner en el cole cuando lo lleve por su cumpleaños, y preguntándome si tenemos velas, ja, ja, ja... Bueno, a lo mejor todavía tengo tiempo de probar algún otro, pero la verdad es que éste tiene muchos puntos. Es sencillísimo y buenísimo, sin apenas grasa y mucho más esponjoso de lo que cabría esperar de un bizcocho sin huevo. De verdad, hay que probarlo. ¿Quién se anima?

11 comentarios:

  1. Menudo corte y que pinta más buena que tiene, seguro que el compañero de tu hija lo agradecera, besos

    ResponderEliminar
  2. Que buena onda que hayas pensado en el cmpañero de tu hija que no puede comer huevo, no muchos piensan así. Seguro no se olvidará de ese gesto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sé que algunas madres han pedido en el obrador bizcocho sin huevo porque saben de la alergia del niño, pero les han contestado que hacen sin gluten pero no sin huevo (incomprensible, tampoco es una alergia tan poco común)y su mamá le llevó a la profesora unas galletas especiales muy bonitas para cuando haya un cumple y él no pueda comer la tarta, pero supongo que preferirá comer lo mismo que los demás, apenas tienen tres añitos... Suerte que es un tipo de alergia que la mayoría de los niños a partir de los 4 o 5 años la superan, pero tan pequeñitos es un fastidio...

      Eliminar
  3. Tiene una pinta estupenda, además genial sin huevo!!!
    Un saludo
    http://gatuneandoenlacocina.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
  4. Gracias por compartir está receta tán rica, me la guardo bajo llave para el día que me encarguen alguna tartuni sin huevo.

    Besotes guapa !!!

    ResponderEliminar
  5. Por qué será que estas recetas sin huevo quedan tan bajitas!? Alguna vez que he experimentado con cosas de estas siempre queda "diferente", aunque seguro que a los niños no les importa. Y a mí tampoco me importaría,jajaja...
    En la clase de mi enano había un niño que era intolerante a la proteína de la leche y nos decían que no nos tomáramos molestias porque la madre prefería que comiera lo suyo para no arriesgarse.
    Ahora tienen 6 años y el niño ya no es alérgico, así que ya no hay problemas.
    Una pinta deliciosa. Besotes.

    ResponderEliminar
  6. Genial Kizkur, piensas decorarla con fondant?

    Mi peque también es alérgico al huevo, y me apunto la receta.
    Yo la que le hacía era el bizcocho de yogur, pero eliminando los huevos e incluyendo 1/bote de leche evaporada, y genial, con ese le hago sus tartitas decoradas y para el cole, como hay mucho alérgico y cada uno de una cosa no nos dejan llevar tartas, entonces lo que hago son galletas sin huevo, las decoro con fondant, y las envuelvo, así son las madres las que deciden que hacer.

    Gracias, la probaré seguro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues mira, yo hago mucho el de yogur y no tenía ni idea de que se pudiera hacer sustituyendo el huevo por leche evaporada. Por suerte ninguno de mis peques es alergico a nada, y en su cole sólo hay un niño alérgico al huevo, por eso habia pensado hacer tanto la tarta como las galletas sin huevo. Si hubiera habido más de una alergia seguramente ni me habria planteado intentarlo.
      Pensaba ponerle algo de decoracion en fondant, pero la verdad es que todavía no he decidido qué. Gracias por tu visita, un saludo.

      Eliminar
  7. Enhorabuena por tu blog, tienes un blog precioso!!!!
    Me quedo de seguidora para no perder detalles.
    Un beso.
    Sonia

    ResponderEliminar
  8. Hola hoy encontre tu blog y creo que ya lo amo, gracias por compartir todos tus secretos en la reposteria, sabes que mi sueño es aprender a hacer pasteles y decorarlos con fondat aun no me atrevo a hacer uno, tengo una duda, como obtengo las medidas exacatas que das, como los 75 gramos de cacao, y asi me explicas porfis.. gracias..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Rousi. Para calcular las medidas exactas necesitas una báscula de cocina, mejor si es digital porque es más precisa para cantidades pequeñas. Las puedes encontrar en tiendas de pequeños electrodomésticos o en cualquier hipermercado.
      Espero que te vayas animando con la repostería, verás que enseguida le vas cogiendo el truco.
      Un saludo.

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...